LASAÑA DE MORCILLA - Tapeagusto

estrella galicia
entra y puntuanos
Vaya al Contenido

LASAÑA DE MORCILLA

Lasaña de morcilla.
El proceso de elaboración es muy sencillo. En primer lugar, pocharemos en aceite de oliva virgen la cebollas y una vez fondeadas se añadirá el calabacín y la manzana reineta que habremos cortado en trocitos. Posteriormente, pasaremos a añadir la morcilla de Cardeña a la que previamente habremos retirado la tripa. La habremos troceado previamente. Por último, se le añadirán un par de cucharadas soperas de bechamel, con el objeto de suavizar la mezcla.

  INGREDIENTES: -Manzana Reineta   -Calabacín   -Cebolla   -Bechamel  -Morcilla de Cardeña  -Pasta   -Queso Castellano
Por otra parte, tenemos la pasta de lasaña que habremos remojado previamente (para ello la sumergiremos en agua con sal durante un par de horas, siempre que la pasta sea  precocida).
Con los dos productos listos, colocaremos, primero una tapa de pasta, sobre ella la morcilla, otra tapa de pasta, una de morcilla y la taparemos con una tercer tapa de pasta, que rociaremos por encima con bechamel, para naparla, se le añadirá queso rallado y se dará el último toque en la gratinadora durante un par de minutos.
Suavidad
Con este plato, se pretende suavizar el sabor de la morcilla, de ahí la utilización del calabacín y la manzana. «Se da una suavidad al plato para que sea más popular»,



1. El producto estrella
Para la realización de este plato es imprescindible contar con una buena morcilla, en este caso , se ha elegido una de Embutidos de Cardeña, de la que ha sacado su interior y se ha desmenuzado en trozos.
2. Mezclamos los ingredientes
Después de que hemos puesto a pochar la cebolla, añadiremos el calabacín, la manzana , la morcilla y, por último, un par de cucharadas soperas de bechamel.
3. Rellenar
Una vez realizada la mezcla se colocará encima de la pasta una capa del preparado de morcilla. Se podrá otra tapa de pasta, de nuevo otra capa de morcilla y se cubrirá con un última tapa de pasta.

4. El último paso en la gratinadora
Una vez colocadas las diferentes capas se rociará con bechamel y por encima se espolvoreará con ralladura de queso castellano. Se procederá a gratinar durante un par de minutos

5. Resultado final

Aspecto final de la lasaña de morcilla que, en este caso, Gabino ha decorado con una línea de puré de manzana y con el toque final del cebollino.


Regreso al contenido